Casa Moisés, en el centro de Avilés

Un sitio muy bien ambientado, una sidrería que se podría denominar de alto "standing", una carta muy variada y unos comedores muy amplios, es buen sitio para reunirse. Una cosa que no suelo decir es el precio, pero al salirse este sitio de lo normal, tengo que decir que es un poco caro, comparado con todos los sitios analizados.

Desgraciádamente no puedo decir que el cachopo sea de alto standing. Pese a que su sabor era bueno, la carne estaba tierna y su tamaño era el de un buen cachopo, consiguieron matarlo poniéndolo como relleno de queso, unos ¡tranchetes!. Una auténtica pena.

La presentación no es que le ayude demasiado, ya se puede ver en la foto que incluso las patatas son las justas y no hay que destacar.

Siendo un poco generosos, este cachopo se merece un 5.

No hay comentarios:

Publicar un comentario